Querétaro

Querétaro de los que menos cumplen el #QuédateEnCasa

Redacción

El estado de Querétaro, que gobierna Francisco Domínguez Servién, destacó en el reporte más reciente del gobierno federal, por ser de los cinco que menos cumple el llamado federal a quedarse en casa, para contrarrestar el contagio del coronavirus.

La información fue divulgada en la conferencia mañanera del Presidente, Andrés Manuel López Obrador, donde también fue exhibido que, a nivel municipal, entre los que menos cumplen está el municipio de Macuspana, Tabasco, la tierra del Presidente.

No obstante, fue informado que un 97% de los municipios del país están cumpliendo el programa #QuédateEnCasa y, de igual forma, se destacó que el estado que más cumple con esta medida que busca reducir los contagios, es Quintana Roo.

Respecto al ámbito estatal, Querétaro no ha logrado incidir en que la gente se resguarde en sus casas, pese a que este 2020 incrementó su presupuesto para publicidad en radio y televisión en un 85%, de acuerdo con la información publicada en el periódico La Sombra de Arteaga.

Las campañas publicitarias no han impactado lo suficiente y la gente sigue sin acatar el llamado a permanecer en casa para evitar el contagio del coronavirus.

One Response

  1. Pues aquí en Tequisquiapan, el asunto está clarísimo, “viva la pepa”.
    No deja de ser paradigma de la realidad mexicana, que así como en cualquier sociedad que se precie de civilizada, la clase media y alta -que en principio tienen el privilegio de la educación y el de ser ejemplo social-; las de aquí en Tequis lo son, pero de ignorancia, mezquindad; basta darse una vuelta por el club de golf, para notar decenas jugando golf o vecinos reunidos en las áreas verdes en grupo, ya no digas sin tapabocas, sino ni siquiera atentos a la distancia sanitaria (y ya ni mencionar la avalancha de visitantes de fin de semana, en buen porcentaje llegados del DF y del Edo de México, focos epidemiologicos). Pero sucede lo mismo en los supermercados y hasta verdulerías, donde es realmente notoria la mínima protección del tapabocas y la abrumadora circulación de clientes por los pasillos.
    Obviamente la población económicamente vulnerable (trabajadoras domesticas, jardineros, vendedores ambulantes, transporte, etc, se ve obligada a trabajar todos los días, en este entorno de absoluto descuido y mezquindad de unos cuantos que están convencidos que su derecho al recreo y comodidad está por encima de la salud colectiva.
    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *