Querétaro

Policía de Querétaro disuelve protesta contra ley de agua y detiene a 3

  • Mauricio Kuri González prometió que su gobierno sería “abierto a las demandas de la gente”.

  • La secretaria de Gobierno, Guadalupe Murguía, negó que hubiera habido uso excesivo de la fuerza y el diputado federal del PAN, Felipe Fernando Macías Olvera, reconoció el “impecable desempeño” de la Policía Estatal, pero otras voces como la de la rectora de la UAQ, consideraron que fue “inadmisible”.

Iván Aldama Garnica

Querétaro, Qro.- Una manifestación pacífica contra la ley que regula la prestación de los servicios de agua, publicada hace casi 3 semanas por el gobernador Mauricio Kuri, fue disuelta por policías de Querétaro.

Valiéndose de toletes y escudos, el grupo de policías avanzó para apartar a los manifestantes (mujeres, integrantes de comunidades indígenas, jóvenes), que protestaban en carriles de la Avenida 5 de Febrero, a las afueras de la Comisión Estatal de Aguas (CEA).

Elementos de la Policía Estatal también repartieron golpes y realizaron detenciones.

“Se logró la detención de tres personas, las cuales fueron puestas a disposición de las autoridades correspondientes para deslindar responsabilidades”, informó el gobierno de Querétaro.

Se trata de José Armando Isidro Eduardo, originario de Santiago Mexquititlán, Amealco, residente de la Ciudad de México; Roberto Garrido, originario y residente de Querétaro; y Juan Pablo Sevilla, detalló una persona en el lugar de los hechos, identificándose como Gabriel.

La jornada inició antes del medio día, cuando integrantes de la “Red en Defensa del Agua y la Vida” emitieron un pronunciamiento frente a la sede de la CEA, el organismo público operador del agua en Querétaro.

La gente se mantenía en la banqueta, bajo la copa de los árboles, a la espera de diálogo con funcionarios de esa dependencia y del gobierno de Querétaro, pero ante la falta de respuesta determinaron hacer la manifestación en la vialidad.

“Estábamos ejerciendo nuestro derecho y llegaron de manera violenta a encapsularnos, a empezar a empujarnos, hay que también comentar que aquí habemos mujeres, señoras ya grandes, personas de la tercera edad, jóvenes, habemos gente de todo tipo, la ciudadanía, estudiantes y demás, y pues llegaron y nos empezaron a empujar, encapsulándonos, para quitarnos de ahí de las vías, pero de una manera muy violenta, en donde en ningún momento hubo un acercamiento de las autoridades para dialogar”, señaló Camila, una de las manifestantes a Radio Numancia.

Además de personas que protestaban contra la ley, había habitantes de la comunidad de Santiago Mexquititlán, en Amealco, una localidad con población indígena, quienes denuncian saqueo y escasez del agua.

“El pueblo de Santiago Mexquititlán exigimos ya no más saqueo del agua, que la concesión sea del pueblo y para el pueblo”, se leía en una de las lonas que colocaron en el enrejado de la CEA.

La respuesta del gobierno queretano, que encabeza Mauricio Kuri, fue la de enviar a los policías, pese a que el mandatario prometió “apertura” a las demandas de la gente.

“Seremos cercanos y seremos muy sensibles, atenderemos a los 18 municipios con la misma dedicación y con la misma eficacia”, aseguró en su toma de posesión.

Ante los hechos, la secretaria de Gobierno, Guadalupe Murguía Gutiérrez, aseguró que “nadie está por encima de la ley” y negó que hubiera uso excesivo de la fuerza.

La rectora de la Universidad Autónoma de Querétaro, Margarita Teresa de Jesús García Gasca, consideró que lo sucedido fue “inadmisible” y llamó al diálogo.

El titular de la Comisión Estatal de Aguas, Luis Alberto Vega Ricoy, agradeció al gobernador, a la secretaria de Gobierno y a la Policía Estatal.

“Se logró salvaguardar la integridad de los usuarios y del personal que labora en la CEA. Para mi, su seguridad es una prioridad”, escribió el funcionario, pese a que la protesta transcurría de forma pacífica y a metros de las instalaciones.

Uno de los diputados federales del PAN por Querétaro, Felipe Fernando Macías Olvera, reconoció el “impecable desempeño” de la Policía Estatal.

“… en #Querétaro ¡Se respeta la ley!”, afirmó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *