Querétaro

Alertan por amenazas a ambientalistas de Querétaro

  • Las organizaciones Front Line Defenders y Bajo Tierra Museo difundieron dos infografías sobre Querétaro.

Iván Aldama Garnica

Querétaro, Qro.- Tres mujeres, defensoras del medio ambiente en Querétaro, han recibido amenazadas e inclusive, dos de ellas, han sido hostigadas en sus domicilios.

Se trata de mujeres que han mantenido su oposición a cambios de uso de suelo en áreas ecológicas de municipios de la zona metropolitana de Querétaro, o que se niegan a vender sus terrenos para desarrollos inmobiliarios.

Uno de los casos es el de la ejidataria María Bernardita Martínez Ramírez de El Salitre, al norte de la ciudad, quien denunció haber sido hostigada en su casa y presionada por abogados, exfuncionarios de la Procuraduría Agraria y empresarios vinculados a políticos del PAN, para venderles una de sus parcelas.

“Es algo muy difícil, algo incómodo con mi contraparte que ahorita son los ejidatarios, junto con Reginaldo Rivera de la Torre, Cecilia Rivera de la Torre y Leticia Meza Gómez de la Procuraduría (Agraria), Diego Niembro, de una y otra manera me han venido a intimidar a mi casa para que les entregue el certificado 241”.

Otro de los casos es el de Teresa Roldán Soria, mujer que cuestionó el cambio de uso de suelo en 10 hectáreas de El Batán, un área con valor ecológico en el municipio de Corregidora.

Ahí el Ayuntamiento que encabeza el panista Roberto Sosa Pichardo –con votos de regidoras y regidores del PAN y también del Partido Verde, PRI y Partido del Trabajo– aprobó una ampliación al empresario inmobiliario Luis Alfonso García Alcocer, primo hermano del exgobernador de Querétaro, Mariano Palacios Alcocer.

Después de hacer 21 solicitudes a diferentes funcionarios de gobierno –entre ellos el gobernador Francisco Domínguez y el propio alcalde de Corregidora– además de prenderle fuego a los terrenos baldíos que rodean su vivienda, arrojaron una botella con un mensaje intimidatorio: “Te metiste con la gente de Jalisco, pero nunca pensaste en tu familia, pues ahora te atienes a las consecuencias, te vamos a hacer pedazos por jija de la chingada”.

https://twitter.com/i/status/1325542514967814145

El tercer caso es el de la ambientalista América Vizcaíno, ciudadana que al menos desde hace dos décadas, ha luchado por defender el medio ambiente.

Ella ha sido crítica del desarrollo “Tierra Noble Juriquilla” que promociona “Grupo Carther”, empresa que comercializa lotes para dicho proyecto en la zona conocida como El Zapote, también al norte del municipio de Querétaro.

Vizcaíno Sahagún acusó que recibió amenazas en mensajes de redes sociales y también por teléfono, además de que Grupo Carther difundió publicaciones en medios locales con las que la difamaron.

La ambientalista señaló que los desarrolladores que impulsan “Tierra Noble Juriquilla” ya han comprado unas 700 hectáreas de terreno, pese a saber que es una área natural protegida.

“En el caso de ‘Tierra Noble Juriquilla’ es un área natural protegida que se decretó en la administración 2003-2006, además en el Ordenamiento Ecológico Estatal está como una zona de protección ecológica y en el Ordenamiento Ecológico Municipal también está como una zona de protección ecológica (…) en ‘Tierra Noble Juriquilla’ compraron alrededor de 700 hectáreas, los desarrolladores, y continúan comprando y continuarán comprando”.

Anaximandro Flores Valderrama, asesor ambiental, consideró que en todos los casos está coludido el poder político con el poder económico.

“En una colusión entre el interés político y el interés económico”, afirmó.

La organización internacional Front Line Defenders y la iniciativa “Bajo Tierra Museo” emitieron una alerta por las amenazas a estas 3 mujeres defensoras del medio ambiente: María Bernardita Martínez Ramírez, Teresa Roldán Soria y América Vizcaíno Sahagún.

Estas organizaciones difundieron 2 infografías sobre Querétaro.

Aquí puedes contactar a las activistas que registraron, y que alertan, del acoso a las ambientalistas de Querétaro: https://www.facebook.com/BajoTierraMu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *